Por, nutritivo y barato, el pollo se ha convertido en el principal alimento para los mexicanos: cifras del Instituto Nacional de Estadística, Geografía e Informática (INEGI) detallan que durante 2001 la producción avícola en el país fue de 110 mil 16 toneladas de carne, muy por arriba de la de bovino, 37 mil 485, mientras que la de porcino alcanzó 31 mil 569 toneladas.
En las franquicias de comida rápida estas aves no se quedan atrás: de acuerdo con Miguel Ángel Gutiérrez, director de la Operadora Mexicana de Franquicias, en territorio nacional ocupan el primer lugar en consumo, seguidas de las hamburguesas y las pizzas.

Receta líder

Kentucky Fried Chicken ostenta el liderazgo en ventas de pollo cocido en México y tiene 270 locales que le permiten una participación en el mercado de comida rápida de 23 por ciento.
En 2002 su operadora Yum México, junto con: Pizza Hut, tuvo ventas por 325 millones de dólares y para este año pronostican vender aproximadamente 370 millones de dólares, en donde Kentucky, representa alrededor de 70 por ciento.
En entrevista con Finsat, Philippe Marsillac, director de Desarrollo de Nuevos Negocios de Yum Restaurants México, subrayó, que nuestro país es el segundo lugar mundial de desarrollo de sus marcas, después de China.
"Somos comida rápida, pero es una comida completa; eso permite que tanto la presencia de marca como el conocimiento por parte de nosotros del producto que manejamos nos permita tener un crecimiento más acelerado", dijo.
Indicó que tan sólo en 2002 abrieron 52 unidades y su plan para este año es instalar más de 70 tiendas de pizzas y pollos, para en 2007 llegar a mil locales de las dos marcas y más de 600 de Kentucky en México.
"Actualmente operan 18 franquiciatarios, de los cuales la mitad se ha integrado durante los últimos dos años", señaló.
Los territorios del Distrito Federal, Guadalajara y Monterrey no están abiertos a franquicias, ya que la firma los tiene muy desarrollados y el precio de bienes raíces es más alto. Sin embargo, la empresa ve con interés otras ciudades, como Mazatlán, Durango, Colima, Puerto Vallarta, así como la Riviera Maya.
Marsillac informó que hoy en día 25 por ciento de sus restaurantes son franquicias, por lo que la estrategia de crecimiento está enfocada a este rubro, que esperan represente 50 por ciento de sus negocios para 2007.

Altos vuelos

La Operadora Mexicana de Franquicias también decidió apostarle a los pollos con dos negocios distintos: Pollo Alemán y Pollo Pollo.
El primero vende las aves rostizadas con gas en paquetes de dos a 15 piezas, acompañadas por aros de cebolla, pan tipo alemán y chiles curtidos.
En Pollo Pollo, el producto se ofrece entero, cocinado con carbón vegetal. Adicionalmente se sirve papas fritas, caldos tlalpeños, tortilla, cebolla morada y salsa ranchera.
Según su director general, Miguel Ángel Gutiérrez, en este caso el inversionista obtiene una utilidad bruta de 100 por ciento, mientras que en el Pollo Alemán es de aproximadamente 90 por ciento.
No obstante, apuntó, el concepto tipo alemán es muy rentable porque prácticamente no tienen competencia en México.
"Tenemos un crecimiento de tres unidades vendidas por mes. Esperamos que la expectativa sea mayor, pero queremos ser conservadores en nuestros cálculos.”
"Nosotros seleccionamos al proveedor en cada lugar y se lo asignamos al franquiciatario. En el caso del pollo, escogemos los que tienen una alimentación tradicional. No están alimentados con grano extranjero ni transgéníco. Todo es nacional.
” En cuanto a Pollo Pollo, la expectativa de crecimiento, es de una franquicia por mes y está próximo a ser exportado hacia Guatemala, Costa Rica y Estados Unidos.

Rápida expansión

El sueño de la cadena regiomontana de restaurantes Las Alitas no es sólo volar alto, sino hacerlo por todo el mundo por lo que ha centrado su estrategia en cautivar al cliente con un buen servicio y mejor producto, Las picosas alitas, que se hicieron famosas como la botana de restaurantes estadounidenses, terminaron por dar un brinco en la carta y colocarse como el platillo principal.
"Los restaurantes de Las Alitas son de tamaño mediano, con capacidad mínima de 80 asientos y una máxima de 200”, señala la empresa en su página de Internet.
Las Alitas buscan expandirse rápidamente por todo el territorio mexicano, la Unión Americana y Latinoamérica. El inversionista que desea formar parte de esta picosa franquicia requiere conocer el mercado que Busca desarrollar, estar ubicado en una zona con un mínimo de 500 mil habitantes y su capital mínimo debe ser de cuatro millones de pesos propios, comprobables, no adquiridos por ningún tipo de financiamiento.
"Preferentemente un solo inversionista o un máximo de tres socios, dispuestos a seguir 100 por ciento todas las indicaciones, obligaciones y procedimientos de la franquicia contenidos en el contrato, manuales o cualquier otra comunicación”, advierte la compañía.
Además de las alitas, este sitio ofrece hamburguesas, costillas BBQ, sándwiches de pollo a la parrilla y ensaladas.

 

     TIEMPO EN QUE SE RECUPERA LA INVERSION

Franquicia

Costo (pesos) Inversión (pesos) Regalías Tiempo
KFC

374,340

4,080,000 a 9,180,000 12% Menos de 5 años
Pollo Alemán 135,000 - 2% 7 meses
Pollo Pollo 175,000 - 5% * 6 meses
Las Alitas 250,000 4,000.000 7% 2 a 3 años
En el primer año no cobra regalías
Fuente: Cuadro elaborado por Finsat, con información de las empresas. 

Cuadro elaborado con información proporcionada por las empresas

El Financiero  - Miércoles, 28 de mayo de 2003 - Adriana Curiel / Finsat

Back to Top